lunes, 24 de octubre de 2011

30 años = My new life

Es cierto que los 30 parecen marcar un antes y un después en tu vida, más si acabas de tener un hijo, pero aun no siendo asi, es una edad en la que te planteas muchas cosas, y en la que miras al pasado y al futuro pensando en lo que has vivido, en lo que vendrá, y en lo diferente que va a resultar una época de la otra...

La inocencia de la adolescencia desaparece, aunque yo me considero muy inocente de mente, pienso que la gente no tiene porque mentir o ser mala, y en que está en la naturaleza de las personas el ser bondadoso, y por eso no hay que dudar de ellas, pero la bondad se corrompe poco a poco y sólo me doy cuenta de ello cuando me dan el palo claramente ante mis narices...

Cambian las prioridades y las necesidades; mantener una casa, tener un trabajo, comprarle cositas al baby en vez de a una misma  :-) , cambia tu cuerpo y cambia la forma de vestir..., si, al menos yo he decidido cambiarla "un poco", aunque dejándome llevar por la moda, claro. Ahora se llevan las prendas más holgadas y anchas, y eso me ha venido fenomenal, jejeje, atrás quedan esas camisetas ombligueras y ajustadas con las que podria poner un puesto pero me da pena tirar... pero es que ya no tenemos ni figura ni edad para esas cosas... Te haces un blog, ya no bebes como antes, empiezas a ir a cumpleaños de niños pequeños, a pasear al parque, a comprar y probar toda clase de productos de limpieza para la casa, las conversaciones se reducen a "que detergente usas para quitar las manchas más difíciles?", "como haces la tarta de chocolate?" "tu niño cuanto pesa?", "que marca de leche usas?" etc. y sin darte cuenta ¡¡de repente te falta un pelo para convertirte en la típica maruja que nunca has querido ser!! jajaja, La verdad es que todo cambia "un poco bastante", como en ese anuncio en el que tu casa se va transformando y se va convirtiendo en una casa con juguetes, sin objetos decorativos, sin esquinas peligrosas, con rayajos en las paredes, manchas en los sofás... por Dios!!! con lo que odio yo eso!!! pero son fases inevitables, ley de vida que le llaman...

Menos mal que yo siempre llevo una niña en mi interior y espero que siga ahi por mucho tiempo. Y ni que decir tiene que esta edad también tiene cosas buenas; formar una familia, traer un hijo al mundo (es maravilloso oirle gorgojear y ver como te mira y te sonríe... uf se me cae la baba...), disfrutar de nuestra "libertad" e independencia, además, las mujeres a los 30 estamos estupendas!!! anda que no!!! jajajaja

Un beso a todas las treintañeras!!!

1 comentario:

gema dijo...

es verdad la vida te da un giro entero.Pero tambien hay cosas muy bonitas como en cualquier etapa de la vida.Yo tambien tengo 30 bueno 31 jajajaja y como tu dices e formado mi familia,tengo mi casa,mi coche y mi niño lo mejor que te puede pasar,pero aun asi llevo la niña y la inocencia dentro de mi.besos